Portal Oficial de Turismo de Ibiza info@ibiza.travel

Can Musón: la auténtica tradición ibicenca

La finca de Can Musón está ubicada en el municipio de Santa Eulària des Riu y es un lugar único en la isla, no solo por su relación con la naturaleza y el entorno, sino también por su iniciativa de responsabilidad social corporativa.

Can Musón: la auténtica tradición ibicenca

La finca de Can Musón está ubicada en el municipio de Santa Eulària des Riu y es un lugar único en la isla, no solo por su relación con la naturaleza y el entorno, sino también por su iniciativa de responsabilidad social corporativa. Una característica que la ha hecho valedora de un distintivo por parte del Govern Balear, que le fue entregado el pasado mes de septiembre, junto con otras ocho personas y proyectos comprometidos con un turismo equilibrado y sostenible, en la ‘Nit del Turisme’ celebrada en el Palacio de Congresos de Ibiza.

La finca de Can Musón recibía un reconocimiento por ejercer un turismo de calidad en consonancia con el espacio que la rodea, ofreciendo una experiencia insuperable en la isla, estrechamente relacionada con la forma de vivir el entorno de nuestros antepasados, para viajar a la auténtica Ibiza. Se trata de una finca y granja ecológica de 65.000 metros cuadrados en la que los visitantes pueden viajar al pasado recorriendo las múltiples tradiciones de la cultura payesa. En sus extensas instalaciones se cultivan frutas y verduras biológicas y, además, se protege y cuidan la naturaleza y los animales autóctonos.

La finca permanece abierta desde las 9,00 horas de la mañana hasta las 19,00 horas de la tarde de lunes a domingo, horario en el que se puede pasear en familia o con amigos por las instalaciones de Can Musón visitando sus huertas ecológicas, árboles frutales, o dando de comer a los animales que allí residen, como conejos, patos, pavos, cerdos o gallinas, todos ellos especies autóctonas de las Pitiusas. También cuenta con rincones para descansar en los que los visitantes pueden tumbarse sobre una hamaca.

Entre sus actividades cuentan con la organización de diferentes talleres de diversos oficios para desgranar a fondo la cultura ibicenca como, por ejemplo, hacer pan pagès, hierbas ibicencas, el sabroso postre flaó o queso de cabra, todo elaborado con productos frescos y utilizando las técnicas de los antepasados en Ibiza.

Su fundadora y propietaria, María Marí Colomar, dejó su carrera como decoradora para dar vida a Can Musón hace casi 10 años y asegura “estar orgullosa de poder aportar este granito de arena y dar a conocer la extensa cultura ibicenca, muy relacionada con el campo y el cuidado de la naturaleza, y poder hacer las cosas como las hacían nuestros abuelos”. Su filosofía es proteger la riqueza de la isla y poder descubrir, especialmente a los niños, la tradición de la isla y ofrecerles un paseo por sus raíces. Motivos suficientes para que celebre este reconocimiento.

Los niños, protagonistas en Can Musón

En Can Musón los niños cuentan con un proyecto dedicado únicamente a ellos. Se trata de la granja escuela S’al.lot Verd, un conjunto de actividades que tienen por objeto acercar a los niños mayores de tres años a vivencias con las que aprenderán, por ejemplo, a disfrutar del campo, a conocer todas las claves para reciclar adecuadamente, la importancia de respetar el medio ambiente e incluso a cocinar su propio almuerzo.